¿Cuanto cuesta hacer el camino de santiago?

Camino de Santiago

Un sendero de hospitalidad, fervor, religión, arte y cultura podrían ser algunas de las palabras para describir al Camino de Santiago. Considerado el trayecto más antiguo de Europa, tiene como fin recorrer un largo trayecto hasta llegar a la tumba de Santiago. La cripta está ubicada a los pies de la Catedral de Santiago de Compostela en Galicia, España, y se transita desde hace más de mil años, después del descubrimiento del sepulcro del discípulo de Jesús.

Pese a los años, la espiritualidad del trayecto es la misma. El camino está lleno de historias, leyendas y patrimonios de arte y cultura. Además, este sendero supone un momento para estar en contacto único con la naturaleza, conocer hermosos paisajes, aldeas, ferias y mercados que conforman el panorama perfecto de este paseo. ¿Te interesaría recorrer el Camino de Santiago? En las siguientes líneas te contamos todo lo que debes saber: precios y recomendaciones.

¿Cuánto dinero cuesta recorrer el Camino?

La ruta cristiana, en principio, se realizaba exclusivamente a pie y bajo una gran motivación religiosa. Con el pasar de los años, las formas de peregrinación han variado; en la actualidad el recorrido puede hacerse en bicicleta o a caballo. Además, se puedes caminar solo, en pareja, en grupos de amigos o con un variado número de excursionistas.

Como hemos explicado antes, este es uno de los recorridos más antiguos y transitados de Europa. El costo en general dependerá de su lugar de destino. De su plan durante el recorrido y su bolsillo. Por su auge, hay una gran cantidad de empresas turísticas que ofrecen paquetes para los peregrinos. Entre ellas se puede hallar desde packs muy económicos y prácticos, hasta disfrutar de gran lujo. Insistimos, todo dependerá de tu plan.

Planifica tu viaje

Puedes recorrer el camino a pie, en bicicleta o a caballo

Es importante tener presente que, son muchos días caminando y durmiendo fuera de casa, razón por la cual, al momento de calcular tu presupuesto debes pensar en: la duración, el hospedaje y la comida. Se estima que el caminante promedio gasta al menos de 30 a 40 euros al día.

Días para recorrer el Camino de Santiago

Lo primero que debes tomar a consideración son los días de camino. Cuantos más días, mayor gasto. ¿Quieres caminar cinco, diez o veinte días? Esta es una pregunta que debes responder antes de planificar el viaje. Dependiendo de esta respuesta, seleccionarás el trayecto a realizar. En España hay 11 senderos distintos para realizar este paseo: Camino de Santiago Francés, Camino de Santiago de Castillas o Camino de Santiago del Ebro.

Para hacernos una idea, el Camino de Santiago Francés es el más concurrido. Este tiene una duración promedio de 31 días a pie. Obviamente, esto también dependerá de tu ritmo.

Una vez que consideres esta opción y calcules los días que deseas caminar, inicia el proceso de sacar cuentas.

Cuál camino tomar

El Camino de Santiago tiene varios senderos para transitar

Hospedaje

Si tomaste la decisión de transitar el Camino de Santiago Francés que cubre 31 días de trayecto necesitarás, al menos, 31 días de hospedaje. En el recorrido notarás que existe toda clase de alojamiento: público y privado. Además en el sendero también encontrarás hoteles y posadas. Su costo varía dependiendo de sus servicios y comodidades.

Si tu plan es ahorrar, la recomendación es que pases la noche en un albergue público o privado. El costo gira entre cinco y 10 euros. Si te tomas los 31 días caminando y seleccionas un alojamiento de siete euros, por ejemplo, al finalizar el recorrido habrás gastado 217 euros.

Por el contrario, si prefieres comodidad y privacidad, puedes optar por un hotel. En ellos gastarás entre 30 a 40 euros al día. Al final de los 31 días de caminata, el coste será de entre 930 a 1.240 euros. La diferencia entre una opción y otra es grande. Como dijimos al principio, el gasto dependerá de ti y cuál es la experiencia que deseas vivir.

Comida

Una vez que hayas definido tus días de estancia y el lugar de hospedaje, debes incluir un tercer gasto necesario: la comida. Durante el trayecto, el cuerpo se mantiene en constante ejercicio, por ello necesita gasolina para mantener el ritmo de la caminata. La comida y la hidratación son factores de suma importancia para llegar a la meta del paseo.

Si está entre tus planes gastar solo lo necesario, la recomendación es comer una vez al día en restaurantes y del resto entrar a supermercados por bocadillos. Se estima que por el pago del desayuno, más frutas y agua para llevar pagarás cinco euros. Por la comida el gasto medio será de 10 euros en un restaurante. Finalmente, la cena, que podría ser bocadillos y zumos otros cinco euros. Al día estarías gastando, al menos, 20 euros. Si mantienes este ritmo de pago, al completar los 31 días habrás cancelado solo en comida 620 euros.

Comida

La comida y la hidratación son determinantes para el viaje

En resumen

Tus prioridades y mayores gastos durante el camino son comer y dormir. Haciendo un recuento de lo antes explicado, si gasta 10 euros en hospedaje y 20 o 25 euros en alimentarte, diariamente estarás invirtiendo entre 30 y 35 euros. Al concluirse los 31 días de recorrido, tus gastos rondarán entre 900 a 1.085 euros.

Recuerda que todo este gasto es relativo. Las sugerencias previas te mostraban las distintas opciones: desde las menores inversiones a las mayores. Sin embargo, si quieres degustar distintos platos en varios restaurantes, detenerte para una caña o dormir en la comodidad de un hotel, debes saber que el gasto será mucho mayor. Lo maravilloso de este viaje es, que es perfecto para cualquier persona porque se ajusta a cualquier presupuesto, ¿ya definiste cuál es el tuyo?

Peregrino

Disfruta de un viaje lleno de espiritualidad

Camino de Santiago sin gastar dinero

¿Quieres sumarte a una aventura? Si tu plan es recorrer el Camino de Santiago sin gastar casi nada o nada de dinero, aquí también te tenemos ciertas recomendaciones. Principalmente, aunque no desees llevar dinero se aconseja cargar, por lo menos, una tarjeta de crédito para suplir cualquier emergencia.

En los ítems pasados te mostramos que en este viaje el gasto –sea poco o mucho- dependerá precisamente de ti. Sin embargo, hay una forma de no gastar nada y disfrutar de uno de los recorridos más antiguos de Europa.

¿Dónde dormir? Puedes llevar tiendas de campañas y un saco de dormir. En las noches, acampar en lugares retirados de los peregrinos. Este método te permitirá estar en contacto directo con la naturaleza y vivir una experiencia un poco más real. Existen, además, albergues públicos que prestan hospitalidad a los caminantes.

Para la comida tienes dos opciones: pidiendo a las personas que compartan de su comida o degustando las frutas que se encuentran durante el camino. Una forma fácil de obtener dinero dentro del Camino de Santiago es demostrando algún talento como cantar, tocar o bailar. Los peregrinos a veces se detienen para admirar el arte de las personas y colaboran con su trabajo. En cuanto al agua, puedes tomar con toda seguridad la que viene de las fuentes o manantiales.

De esta manera podrías recorrer el Camino de Santiago sin gastar un euro, aunque debes estar atento ante cualquier eventualidad. Esta forma de peregrinaje te llevaría a enfrentar ciertos riesgos, así que toma todas las precauciones necesarias.

Datos que debes saber

En 2017 el Camino de Santiago superó su récord con 301.006 peregrinos. Un total de 44 % de los caminantes son españoles, el resto responden a otros países, en su mayoría, europeos. Estos datos vienen de las estadísticas de la Oficina del Peregrino. Como información relevante, en 2013, el sendero alcanzó 215.880 caminantes, una cifra seis veces mayor que los corredores en la Maratón de Nueva York.

Ha obtenido varios reconocimientos como: en 1987 se convirtió en el Primer Camino Cultural Europeo, 1993 recibió el título de Patrimonio de la Humanidad y en 2004 se alzó con el Premio Príncipe Asturias de la Concordia.

Es importante que te prepares para el recorrido. Por ello, te recomendamos llevar tu Tarjeta de la Seguridad Social, DNI, Credencial del Peregrino, bordón y vieira del peregrino. Además, utiliza ropa adecuada e impermeable y zapatos cómodos. Incluye en tu maleta un botiquín de medicinas, jabón y no olvides tu bañador y protector solar.

Haz de este viaje uno único e imprescindible. Planifica tus costos y disfruta de sus hermosos paisajes. Si tienes alguna duda o quisieras detalles más específicos sobre este sendero, ingresa a la página web oficial y conoce sobre este maravilloso viaje, ¿Estás listo para aventurarte en el Camino de Santiago?