Ruta del Cares • 12 kilómetros de aventura

Ruta del Cares

Uno de los destinos más populares de España es la Ruta del Cares, también conocido como la Garganta Divina; un recorrido de 12 kilómetros para aventureros.

La travesía está ubicada en el Parque Nacional Picos de Europa, un terreno repleto de biodiversidad, y sigue el curso del río Cares. El recorrido se ubica entre las localidades Caín y Poncebos, de la provincia León y el Principado de Asturias respectivamente.

Además del ejercicio que representa realizar el recorrido, los turistas disfrutan de majestuosos paisajes y están en contacto con la naturaleza; una alternativa a la rutina en la ciudad. No solo se camina por senderos, sino que se atraviesan zonas silvestres, suben laderas y cruzan puentes.

Este paseo es conocido por ser de los más bellos de España y por su gran cantidad de visitantes, que vienen de todas partes del continente cada año. Se estima que al cifra de visitantes anuales de Picos de Europa se acerca a 2 millones.

¿Cómo llegar?

Cares posee dos puntos de partida, quienes están interesados en la travesía pueden iniciar en la salida de su preferencia. Los que deciden recorrer desde Caín deben tomar la ruta hacia Posada de Valdeón a través de la carretera N-625, en Provincia León. Luego de pasar Valdeón continúan hasta Caín, donde comienza la travesía siguiendo la garganta del río Cares.

Por otra parte, quienes visitan desde Asturias deben arribar en Arenas de Cabrales a través de la carretera AS-114. Ya en Cabrales toman el desvío hacia Poncebos, que está a unos 5 kilómetros de distancia, e inician la travesía.

Es importante resaltar que durante las temporadas altas se puede dificultar el aparcado, por lo que se recomienda dejar el vehículo en los estacionamientos que están antes de la presa.

 

mapa ruta del cares

Mapa de la Ruta del Cares

El camino por la Garganta Divina

El viaje es de dificultad moderada, por lo que no es necesario tener una altísima condición física para cumplirlo. Aunque el terreno es mayormente llano, posee algunas zonas con relieve que requieren ejercer mayor esfuerzo.

La alternativa más sencilla del viaje es iniciar en Caín, ya que se recorre en tierra plana y bajadas. Mientras que desde Poncebos existe una cuesta de unos 2 kilómetros al inicio del viaje, lo que lo hace dificultoso. Sobre todo para aquellos que no están familiarizados con el senderismo.

A pesar de esto, Poncebos es el punto de inicio más popular, ya que tiene un mejor estado de la vialidad. La medida de mayor altitud de toda la ruta asciende a los 530 metros aproximadamente.

En cuanto a la duración del recorrido, esto depende de la determinación de cada viajero. Usualmente el reto se cumple entre 3 y 4 horas, solo en una ida. También hay personas que deciden realizar el recorrido doble; es decir, culminan el viaje en su punto de partida, lo que sumaría un total de 24 kilómetros recorridos.

El Parque Nacional Picos de Europa se considera una de las reservas naturales más grandes del continente europeo; a esto se le suma lo cristalino del río Cares, lo que ofrece un gran atractivo visual al recorrido.

rio cares ruta de cares

Río Cares

Retrospectiva de la ruta del Cares

La Garganta Divina se convirtió en un emblema de tradición local; ya que durante muchos años era el único camino que conectaba a los poblados de Caín y Poncebos en invierno.

El tramo era conocido como un paso de animales y el terreno irregular, lo que lo hacía un trayecto dificultoso.

Sin embargo, cuando iniciaron los trabajos para las centrales hidroeléctricas, a mediados del siglo XX, se ampliaron las vías y crearon túneles. Esto para facilitar el mantenimiento de los canales que suministran agua a la hidroeléctrica de Carmeña y Poncebos.

Cuando comenzó a realizarse el recorrido por turismo, los extremos eran Poncebos y la Posada de Valdeón; pero esto sumaba unos 10 kilómetros al viaje y requería de mayor planificación.

Con el paso del tiempo, la ruta entre Caín y Poncebos se hizo más popular por ser más breve. Hoy en día la travesía original aún puede recorrerse.

Esta ruta es uno de los destinos turísticos más frecuentados al norte de España en la actualidad.

tuneles en la ruta de cares

Túneles de la Ruta del Cares

Organizando la aventura

Al igual que cualquier actividad que requiera esfuerzo físico, la ruta posee su metodología.

1. Lo principal para iniciar nuestra travesía es tomar en cuenta la hidratación. Sabemos que la ruta lleva tiempo, por lo que es importante no quedarnos sin agua. Podemos llevar una mochila con botellas de agua congelada que se irán descongelando en el trayecto. Además, una gran parte del trayecto es a cielo abierto. Es importante resaltar que no podemos sobrecargar la mochila, porque puede convertirse en un peso extra molesto.

2. Además del agua es necesario planificarse con meriendas, en caso de que ataque el hambre en medio de la ruta. Lo mejor es ir preparado para no tener que detenernos por falta de comida en el estómago. Un tentempié está bien, tampoco nos carguemos con productos muy pesados que nos dificulten el trayecto.

3. Las prendas de vestir para este viaje son importantes, necesitamos ropa lo suficientemente elástica y que no nos sofoque. En pocas palabras, un atuendo deportivo. También es necesario llevar un buen calzado ya que estaremos en terreno irregular. No queremos que la ruptura de una zapatilla nos arruine el viaje.

4. Por último, debemos mentalizarnos que la ruta se cumple caminando, por lo que si sentimos pereza de los trayectos largos entonces es mejor pasar; sobre todo si vamos en grupo grande, porque nos convertiremos en un peso para el resto del equipo.

ruta del cares

Senderos del trayecto

Viaje de días

La Ruta del Cares también presenta la oportunidad de un viaje más extenso. Quienes desean pasar más tiempo en el sitio, explorarlo y disfrutar de la naturaleza, tienen la opción de quedarse ahí por varios días.

Debido al alto tráfico de personas por la Ruta del Cares, en sus alrededores hay hostales que prestan el servicio. Los interesados en visitar el destino pueden ingresar a su portal web en este enlace e informarse sobre los alojamientos disponibles.

Ahora que conoces sobre esta aventura, ¿te unes a ella?